Biden veta ley cripto y enfrenta rechazo en industria digital

Biden veta ley cripto y enfrenta rechazo en industria digital

En un momento de intensa vigilancia sobre la industria de las criptomonedas, muchos especularon que la administración Biden había suavizado su postura al permitir que la Comisión de Bolsa y Valores de los EE. UU. (SEC) aprobara varios fondos cotizados en bolsa (ETFs) de ethereum al contado. Sin embargo, el presidente Joe Biden ha vetado la última resolución destinada a derogar las reglas de activos criptográficos de la SEC en la SAB 121. Este veto ha generado una significativa animosidad dentro de la comunidad cripto, llevando a una creencia generalizada de que Biden ha perdido el apoyo de toda la industria de las criptomonedas.

El impacto del veto de Biden a la SAB 121 en su política cripto

Hace dos días, el presidente Joe Biden vetó la legislación diseñada para anular la SAB 121 de la SEC. La SAB 121, una guía contable controvertida emitida por la SEC, exige que las instituciones financieras y las empresas que resguardan activos digitales de clientes consoliden esos activos en sus balances y proporcionen divulgaciones específicas. Estos estrictos requisitos contables hacen que sea prohibitivamente costoso e impráctico para los bancos ofrecer servicios de custodia de criptomonedas a gran escala.

Respecto al veto, Biden declaró que su administración colaboraría con el Congreso en un marco regulatorio cripto “integral y equilibrado”, pero vetó esta resolución en particular para mantener la autoridad contable de la SEC. La comunidad cripto reaccionó negativamente a esta decisión. Anthony Scaramucci, de Skybridge Capital, comentó que la postura de Biden sobre las criptomonedas podría tener consecuencias imprevistas. “La posición de [Biden] sobre las criptomonedas puede costarle más de lo que se imagina”, escribió Scaramucci en X. “Fue una muy mala decisión vetar ese proyecto de ley. Especialmente en este momento crítico”.

Mike Novogratz, de Galaxy Digital, también opinó sobre la decisión de Biden. “Esto es decepcionante y tal vez predecible”, dijo Novogratz. “Arrebatando la derrota de las fauces de la victoria. Los [_demócratas] estaban tratando de desactivar a Trump como el presidente cripto y estaban haciendo un gran trabajo. Pero esto no ayuda en absoluto. Quien esté asesorando a Biden necesita que le revisen la cabeza”, agregó el fundador de Galaxy. Perianne Boring, fundadora y CEO de la Cámara de Comercio Digital, afirmó:

“El veto de Biden a las regulaciones ilegales de custodia cripto de la SEC no es el final de esta lucha. El Congreso puede anular el veto. Juntos, defenderemos nuestra libertad de expresión, derechos de propiedad digital y nuestro derecho a reunirnos. En noviembre, expulsaremos al ejército anti-cripto de una vez por todas.”

Ryan Sean Adams, fundador de Bankless, también señaló que esta decisión impactará a los demócratas en las próximas elecciones generales. “Biden acaba de vetar el único proyecto de ley pro-cripto que alguna vez ha llegado a su escritorio”, comentó Adams en X. “Esto fue un tiro fácil. La SAB 121 es una regla anti-cripto impuesta por la SEC de Gensler para evitar que los bancos mantengan cripto.” El ejecutivo de Bankless añadió:

“Las criptomonedas lo odian. Los bancos lo odian. Todo lo que tenía que hacer era no vetar la derogación. Esto costará a los demócratas en noviembre.”

De los 335,89 millones de residentes en los EE. UU., se estima que 50 millones de votantes elegibles son defensores de las criptomonedas. Con demócratas como Elizabeth Warren y Joe Biden lanzando críticas a la industria cripto, y Donald Trump apoyándola y comprometiéndose a proteger a los partidarios de las criptomonedas, la decisión del presidente parece desfavorable desde la perspectiva de los observadores. El reciente veto del presidente podría haber sido la gota que colmó el vaso.

“El veto de la SAB 121 por parte de Biden muestra que no hay un esfuerzo real en el partido demócrata para trabajar con las criptomonedas”, escribió el entusiasta cripto Eric.eth en X. “El ETF de ETH fue aprobado porque la SEC no tenía bases para rechazarlo, punto. La guerra de los demócratas contra las criptomonedas está más a toda máquina que nunca.”